¿Cómo hacer sellos personalizados? Todo lo que necesitas saber

sellos personalizados

Los sellos personalizados ofrecen grandes posibilidades decorativas, además se pueden elaborar fácilmente con gran variedad de materiales, por supuesto, siempre tendrás la opción de mandarlo grabar.

De igual forma, elaborar tus propios sellos personalizados puede ser una tarea muy agradable y divertida, la clave de su éxito está en el diseño. Sin embargo, no tienes por qué preocuparte, aquí te mostraremos todo lo que necesitas saber.

¿Qué son sellos personalizados?

Son muy conocidos por su uso en las empresas y negocios, permitiendo ahorrar tiempo y dinero en actividades administrativas. Funcionan como una especie de firma para dejar una marca reconocible, no obstante, tienen gran variedad de usos creativos y decorativos.

¿Para qué se utilizan los sellos personalizados?

Los sellos personalizados permiten dejar nuestra huella en una gran variedad de documentos u objetos, los mismos se utilizan con mucha frecuencia para:

  • Dejar una marca profesional.
  • Sellar la contabilidad.
  • Recetas médicas.
  • El sellado de documentos jurídicos y administrativos.
  • Marcar una propiedad.
  • La creación de diseños creativos para bautizos e invitaciones de bodas.
  • Estimular las actividades de los niños.
  • Señalar una fecha.
  • Sellar una carta.
  • Crear un logotipo.

¿Cómo hacer sellos personalizados?

Elaborar un sello personalizado es más fácil de lo que imaginas, solo necesitarás algunos materiales.

  • Sellos de patatas: su creación es una de las formas más sencillas, considerada una actividad ideal para los más pequeños de la casa. Con esta opción tal vez no obtengas el sello más nítido, pero su acabado quizás te sorprenda. Para comenzar con tu proyecto puedes utilizar una herramienta de tallado o un cortador de linóleo. Así mismo, es posible utilizar hortalizas como las zanahorias o rábanos, lo importante es que no sean demasiado duras o muy blandas.
  • Sellos de espuma: la espuma para manualidades resulta muy fácil de cortar. Además, es una buena opción para hacer sellos personalizados de gran tamaño. Una vez elaborado el diseño se puede pegar sobre un bloque de estampado acrílico u otra forma sólida. Si no dispones de espuma puedes intentarlo usando un tipo de esponja.
  • Los sellos de borradores: la goma para borrar es de bajo coste y fácil de tallar, la desventaja está en su tamaño, la cual puede limitar tu diseño.
  • Sellos de bloques blandos y lino: existen materiales diseñados específicamente para tallar sobre ellos, el bloque blando o bloque de lino es uno de ellos, solo necesitas una herramienta de corte para crear tus propios diseños.
  • Sellos de caucho: son una opción comercial que se fabrica con frecuencia para usos administrativos.

Acuarela o pintura: ¿Cuál utilizar?

Una vez elaborado tu sello, el medio que utilizarás para aplicarlo también juega un papel importante. Puedes escoger entre usar un tipo de pintura acrílica o tinta, que te ofrezca un acabado más brillante. Evita las acuarelas que no estén lo suficientemente saturadas, así como los aceites que se puedan dispersar sobre la superficie. De igual forma, dispón de una almohadilla de tinta para su estampado, también puedes aplicar la pintura utilizando un pincel sobre la superficie de sello.

Como habrás visto, los sellos ofrecen múltiples usos, además dispones de varias opciones para su creación, una vez que descubras todo su potencial, seguro que querrás disponer de una herramienta más profesional.

Si necesitas ayuda con la creación de tu sello personalizado, en Publiprinters, imprenta online, te ayudamos a crear tus sellos.

Tags

Deja una respuesta

Tu dirección de email no será publicada.

top